Archivo de la etiqueta: Vestuario

El diseño de la ropa para personajes en películas de cine

Armas de mujer

Retales-ArmasDeMujer-0La indumentaria y el estilo de vestir han evolucionado a lo largo del tiempo, adaptándose a cada época y a cada lugar. Dos de los factores de este devenir permanente de tendencias son los cambios sociales y económicos.

La década de los 80 estuvo marcada por el crecimiento económico de la primera potencia mundial: Estados Unidos. La mujer resurgió en el mercado laboral, llegando a ocupar puestos que anteriormente fueron de dominio exclusivo del hombre y los cineastas no dudaron en mostrar estas transformaciones en la gran pantalla.

Si la película Wall Street (1987) representaba la ambición y el estilo de los yupis americanos a través del estilismo creado por la diseñadora Ellen Mirojnick, un año más tarde, el vestuario ideado por Ann Roth en Armas de mujer (Working Girl. 1988) mostraba el nuevo ideal femenino de los ochenta, personificando a la nueva mujer de negocios.

Armas de mujer se inicia con dos amigas, Tess McGill y Cyn, viajando en el Ferry de Staten Island camino al trabajo en Manhattan. La diseñadora de vestuario Ann Roth destaca visualmente la figura de Tess a través del color pardo de la indumentaria, que difiere de los tonos monocromáticos rojos y verdes de los viajeros. Con el fin de lograr mayor autenticidad, Roth y su equipo observaron durante un tiempo a las mujeres reales que tomaban el transbordador a la ciudad, captando los estilismos, maquillaje y peinados de la época.

Retales-ArmasDeMujer-1

Ann Roth visualizó a las mujeres reales del Ferry de Staten Island con el fin de conseguir realismo en el vestuario de las protagonistas.

Retales-ArmasDeMujer-1.0

Se advierte la silueta triangular imperante de la época, marcada por las grandes hombreras en los abrigos y chaquetas, y la moda del exceso en complementos de gran tamaño y maquillaje desmesurado.

La joven Tess McGill intenta abrirse camino en el mundo de los negocios como secretaria en un distrito financiero; su figura marcada y ropa oscura destacan entre la estética de trajes Brooks Brothers y camisas blancas con tirantes de sus compañeros.

Un elemento que Ann Roth añade al vestuario de Tess son las zapatillas de deporte; la protagonista las luce para caminar por la ciudad y, posteriormente, sustituirlas por unos zapatos de tacón en la oficina. Aunque inicialmente este tipo de calzado se asociaba a los suburbios, movimientos como el Hip -Hop popularizaron su uso en los 80. Otro hecho que marcó esta nueva tendencia urbana fue la huelga de transporte de Nueva York de 1980, en la que fue común ver por la calle a mujeres luciendo deportivas con el traje de chaqueta para ir al trabajo.

Retales-ArmasDeMujer-2.1

En la década de los 80, las “sneakers” o deportivas aumentaron su popularidad gracias a figuras del baloncesto como Michael Jordan o movimientos culturales como el Hip-Hop.

Retales-ArmasDeMujer-2

La diseñadora refleja en Tess la tendencia de las denominadas “sneakers brigade” de la época: la mujer vestía calzado deportivo de camino al trabajo y portaba sus zapatos de tacón en un gran bolso para cambiarse en la oficina.

Retales-ArmasDeMujer-2.2

Detalle del anuncio publicitario a página completa del periódico que Tess McGill lee en el Ferry de Staten Island, dedicado exclusivamente al calzado deportivo de moda en la época.

Tess se incorpora como secretaria de Katharine Parker en el departamento de fusiones y adquisiciones de Petty Marsh. En la primera aparición de su jefa, el vestuario evidencia el poder y jerarquía que esta posee en la Compañía, contrastando con la ordinaria indumentaria de la joven. Los tonos pálidos y grisáceos del sofisticado traje de Parker se adaptan al entorno de la oficina y el modo de portar el abrigo sobre los hombros acentúa su autoridad. Dado que el personaje es una mujer más preocupada por las finanzas que por la moda, la diseñadora Ann Roth lo viste de manera convencional,  incorporando joyas sutiles, guantes y un maletín de piel como complementos.

La conducta dominante y el egocentrismo de la mentora se refuerza en la escena del cóctel de negocios organizado por el departamento: el intenso color rojo de su vestido resalta entre los trajes sombríos de los asistentes. Tess, como subordinada, se encarga de servir los canapés durante la recepción; la diseñadora la representa como un chef a través de una chaqueta en tonos neutros con cierre lateral.

Retales-ArmasDeMujer-3

La diferencia entre Tess McGill y Katharine Parker en su primer encuentro se hace patente a través del color de la vestimenta y los complementos.

Retales-ArmasDeMujer-3.1

La diseñadora Ann Roth refuerza el poder de Parker a través de una figura marcada y el color rojo de su vestido.

Tess cree poder alcanzar el “sueño americano” en la nueva empresa y comparte sus ideas de negocio con la respetada Katharine Parker. Observamos cómo, siguiendo los consejos dados por de su jefa de “revisar la bisutería”, el vestuario de la joven secretaria va cambiando sutilmente, aproximándose cada vez más al de Parker.

Retales-ArmasDeMujer-4

Katharine Parker con blusa de seda blanca, cerrada en el cuello por un broche, y falda midi con cinturón.

Retales-ArmasDeMujer-4.1

Tess refina su indumentaria y prescinde de la bisutería exuberante del comienzo. Su estilo de vestir se asemeja cada vez más al de Katharine Parker.

Katharine Parker sufre un accidente de esquí, de manera que confía unos encargos a su secretaria en el tiempo que permanece de baja. Revisando unas grabaciones de cassette, Tess descubre el plan de su jefa para robarle su idea. Audaz, concierta una cita con el inversor Jack Trainer con el fin de proponerle su proyecto, además de atreverse a asistir a la fiesta de fusión organizada por la empresa Dewey Stone & Co.

“Es sencillo y elegante, pero con carácter; da imagen de seguridad y gusto por el riesgo, sin miedo a llamar la atención; después, les machacas con tu cerebro”–  sentencia Tess cuando escoge del armario de Parker un vestido de terciopelo negro para asistir a la velada empresarial. En este instante comienza su verdadera transformación, sin dudar incluso en cortarse el cabello y cambiar su exagerado peinado.

Los asistentes a la fiesta lucen atuendos ejecutivos, por lo que la figura de Tess destaca desde el momento que cruza la puerta. La diseñadora Ann Roth emplea el vestido femenino como medio de atracción, logrando su objetivo cuando el personaje masculino se acerca a la joven afirmando: “Es la primera mujer que veo en una de estas fiestas vestida de mujer, y no de como una mujer piensa que se vestiría un hombre si fuera mujer”.

Durante la velada, el hombre no revela su identidad y, tras tomar varias copas de tequila juntos, la lleva embriagada y somnolienta a su casa. Al despertar, ella se percata de que ha pasado la noche junto al individuo de la fiesta y, rápidamente, sale del apartamento.

Retales-ArmasDeMujer-5

Tess, con vestido de cóctel de tercipelo negro y aplicaciones de cristal, escogido del elegante y lujoso armario de su jefa, Katharine Parker.

Retales-ArmasDeMujer-5.1

Tess McGill incorpora a su atuendo un abrigo largo de piel, una pieza que representa lujo y poder adquisitivo, pero que no se ajusta a un evento corporativo.

Cuando acude a su cita de negocios, Tess emula a Katharine Parker, luciendo su mismo traje gris de ejecutiva: la chaqueta ajustada, de hombros anchos, y el modo de llevar el abrigo refuerzan la apariencia de poder y éxito de una mujer de Wall Street. En la reunión descubre sorprendida que Jack Trainer es el hombre de la noche anterior.

Retales-ArmasDeMujer-6

Para su primera reunión de negocios con Jack Trainer Tess utiliza la ropa de Katharine Parker e imita su forma de llevarla.

En las escenas sucesivas, la gama cromática elegida es relevante en la trama del filme. Comprobamos cómo se ha modificado la indumentaria oscura del comienzo por diseños de colores claros, aportando feminidad y superioridad al personaje.

La señorita McGill involucra a Jack Trainer en su plan y acuden al enlace de Bárbara, hija de Oren Trask, para alentar al empresario a invertir en radio. La joven comete un error en el código de etiqueta de cualquier boda al aparecer en la celebración con un vestido blanco, razón que presupone el origen provinciano de la secretaria.

Retales-ArmasDeMujer-7

Tess acude a la boda de Bárbara Trask vestida de color blanco: para ella es un asunto de negocios, no un acontecimiento familiar.

Retales-ArmasDeMujer-8

A medida que se aproxima el final de su hazaña, el color blanco en la ropa de Tess refleja el control y seguridad que la joven ha adquirido y el comienzo exitoso de su idea.

Mientras que Jack Trainer revela su noviazgo con Katharine Parker, ésta regresa de su baja hospitalaria eufórica y manteniendo su gusto por llamar la atención, motivo por el que hace su aparición vestida completamente de blanco, indicador de frialdad y falta de escrúpulos.

Tess olvida su agenda en casa de Katharine Parker y su jefa descubre la cita prevista entre su secretaria y Jack Trainer con Industrias Trask. En una reunión dominada por hombres, la señorita McGill se adapta al entorno con el aspecto icónico de la mujer de negocios de los años 80 y 90, una apariencia conservadora adquirida de la ropa ejecutiva masculina.

Retales-ArmasDeMujer-9

El color blanco en demasía manifiesta frialdad, aspecto que representa el carácter de Parker y es empleado por la diseñadora de vestuario para el personaje.

Retales-ArmasDeMujer-10

El traje de chaqueta oscuro, suavizado con una blusa de seda blanca, aporta una imagen profesional, además de adaptarse al entorno de la reunión.

Katharine Parker irrumpe en medio de la sala de reuniones desenmascarando a Tess McGill. La joven es despedida y cruza Staten Island derrotada, ataviada con su antiguo abrigo gris y negro jaspeado.

Cuando acude a recoger sus pertenencias a la oficina de Petty Marsh se cruza de nuevo con Trainer y Parker. Tess ha dejado atrás sus aspiraciones profesionales y su falsa identidad de Manhattan, reapareciendo en el Ferry con una sudadera vieja y oscura y vaqueros, ropa que representa su verdadera esencia. Por otra parte, su exjefa, haciendo alarde de su victoria, retoma el intenso color rojo del inicio del filme.

Retales-ArmasDeMujer-11

El vestuario cómodo y deportivo de la joven representa la persona que realmente es: Tess McGill.

Retales-ArmasDeMujer-12

La diseñadora de vestuario Ann Roth apuesta por el color rojo para vestir al personaje de Katharine Parker, aumentando su acción triunfadora.

Finalmente, Tess pone en evidencia a Katharine Parker, explicando a Oren Trask cómo ideó el plan para que su empresa invirtiera en emisoras de radio. Gracias a eso, consigue un puesto de ejecutiva, con despacho y secretaria, en Industrias Trask.

El primer día de trabajo la joven se presenta ataviada con una gabardina de color neutro y un maletín, regalo de Jack Trainer. En esta ocasión, escoge unos zapatos con tacón, en lugar de deportivas, como arquetipo de poder. Observamos cómo el personaje reanuda  la gama cromática oscura del inicio del filme con ropa más sofisticada: debajo del abrigo porta una chaqueta amplia de cuadros en tonos grises -prenda presumiblemente de su novio y forma de vincular a la pareja en el nuevo puesto- en la que las mangas remangadas evidencian confianza y firmeza,  y una blusa negra de lazada en el cuello.

Retales-ArmasDeMujer-13

El tacón en los zapatos de mujer se convirtió en los años 80 en símbolo de dominación y poder en el trabajo. Tess lo emplea en su primer día de trabajo, mostrando seguridad.

Retales-ArmasDeMujer-14

Tess retoma los tonos oscuros que identificaron al personaje en el comienzo del filme.

Armas de mujer muestra la moda femenina de la época, diferenciando a través de la maestría de la diseñadora Ann Roth, dos personajes y estilos diferentes que coexisten en un mismo espacio, y cómo el vestuario puede representar el poder y dominio de la mujer.

Texto: Lola Delgado Pozo
Fotos: capturas de pantalla de la película


https://retalesdeunidilio.wordpress.com/2018/04/09/armas-de-mujer

El texto de este artículo se encuentra sometido a una licencia Creative Commons del tipo CC-BY-NC-ND (reconocimiento, no comercial, sin obra derivada, 4.0 unported)
Safe Creative #1804096510226

Anuncios

Comanchería

Retales-Comancheria-0El western es, sin duda, uno de los géneros más célebres del cine estadounidense. Desde el estreno de la película Asalto y robo de un tren (The great train robbery) en 1903, son muchas las cintas ambientadas en el Salvaje Oeste que han tenido a forajidos, sheriffs, vaqueros y comanches como protagonistas.

Este tipo de películas trajo también una iconografía y silueta distintivas formada por sombreros tejanos, pistolas, chalecos y botas con espuelas, en un ambiente árido y polvoriento.

Si bien la década de los años 40 y de los años 60 del siglo pasado fue la etapa más prolífera de este género, en los últimos tiempos han pasado por cartelera algunos filmes que han dejado en la gran pantalla el estilo y la esencia del western clásico.

En 2016 se estrenó Comanchería (Hell or high water), un western contemporáneo que nos acerca a la América profunda donde los hermanos Tanner y Toby Howard (Ben Foster /Chris Pine ), ahogados por las deudas, deciden robar bancos mientras son perseguidos por una pareja de Rangers, formada por Marcus Hamilton (Jeff Bridges) y Alberto Parker (Gil Birmingham).

Con experiencia en cintas como Un lugar sin ley (2013), Child of God (2013) o El valle de la venganza (2016), la diseñadora Malgosia Turzanska nos acerca al Oeste Americano actual a través de un vestuario marcado por una gama cromática cálida, acentuando la atmósfera desierta en que se desarrolla la película, y vinculada al apego de los personajes por la tierra en la que nacieron.

(Este post contiene Spoilers)

La película comienza con dos hombres armados robando una sucursal del Texas Midlands Bank en Archer City, un pequeño pueblo en el Oeste de Texas. Ataviados inteligentemente para un atraco limpio con pasamontañas, sudaderas amplias de color marrón oscuro y guantes de látex, la acción, aunque algo torpe, finaliza con éxito.

A medida que transcurre el atraco observamos cómo la indumentaria es alterada en función del carácter de los personajes: la agresividad y dureza de uno de los asaltantes se acentúa con la posición en todo momento de la capucha en la cabeza, mientras que su compañero, más inquieto y preocupado, se protege sólo con el pasamontañas. La inexperiencia y la rapidez en el segundo atraco se percibe incluso en los pasamontañas torcidos.

Retales-Comancheria-2

La vestimenta similar de los asaltantes experimenta una ligera modificación en el atraco, acorde con el temperamento de cada uno de ellos.

Retales-Comancheria-1

Bocetos de la diseñadora Malgosia Turzanska para el personaje de Tunner Howard en “Comanchería” (2016)

Tras enterrar el coche, el espectador descubre la identidad de los ladrones y el motivo de su plan de atracos: Tunner y Toby Howard, dos hermanos cuyas vidas tomaron rumbos diferentes, ahora vuelven a unirse con el fin de saldar sus deudas.

La diseñadora Malgosia Turzanska muestra elementos diferenciados en cada individuo y pinceladas de la iconografía del western clásico sin perder naturalidad y frescura. Asimismo, tiene presente la hermandad y la lucha por la tierra, representando la unión de los jóvenes con una paleta de colores térrea.

Como se vio al comienzo del filme, Tanner, ex convicto, es un hombre arriesgado y peligroso que no duda en ayudar a su hermano a salvar las tierras heredadas de su madre. Su fuerte carácter se advierte en el tejido estampado de la ropa y las gafas de sol deportivas que luce en algunas escenas. Los vaqueros sucios, la camisa por fuera y la manga deliberadamente subida, dando visibilidad al tatuaje en su piel, acentúan su rebeldía. Turzanska añade botas cowboy y cinturón con gran hebilla para resaltar la estética vaquera.

Retales-Comancheria-3

Aunque de personalidades bien diferenciadas, la tonalidad similar del vestuario de los hermanos Howard les otorga armonía y unión.

Retales-Comancheria-3.2

Boceto con anotaciones de Malgosia Turzanska para el personaje de Tanner Howard en “Comanchería” (2016).

Retales-Comancheria-3.1

Detalles en la colocación de la ropa, como la manga subida para ver el tatuaje, acentúan el carácter vandálico de Tanner Howard.

Toby Howard, más tranquilo y honesto, es un padre divorciado con problemas económicos. Justifica el acto de robar con el fin de no perder su rancho, expropiado por el banco, y dejar un legado a sus hijos. Esa lucha por la tierra queda patente en la tonalidad verde oliva de la ropa vieja y gastada, mimetizando con el entorno y reflejando la esperanza por dar una mejor vida a su familia.

Retales-Comancheria-4

El color verde grisáceo en el vestuario de Toby Howard, alegoría de la tierra por la que lucha.

Para dar caza a los ladrones, los Rangers Marcus Hamilton y Alberto Parker se disponen a investigar los robos, advirtiendo que aquellos se llevan pequeñas cantidades de dinero de las sucursales para no dejar rastro. De la pareja de agentes de seguridad destaca la personalidad obstinada de Marcus, un hombre a punto de jubilarse, con constantes comentarios racistas hacia su compañero de origen indio.

Malgosia Turzanska representa fielmente el código de vestimenta actual de los Rangers de Texas, compuesto por camisa (blanca, azul o caqui, con la insignia oficial prendida sobre el bolsillo izquierdo), corbata, pantalones y elementos occidentales como el cinturón, gafas de sol, botas y sombrero. El nivel de detalle de la diseñadora se evidencia con los distintivos cordones de buey mostrados en las escenas.

Aunque al comienzo del filme Marcus protesta porque su compañero ha elegido una camisa del mismo color, la analogía del vestuario aumenta en pantalla la camaradería de la pareja con una finalidad común: capturar a los villanos.

Retales-Comancheria-5.1

Marcus Hamilton y Alberto Parker con el uniforme actual de los Rangers de Texas.

Retales-Comancheria-5

Boceto de Malgosia Turzanska para el personaje del Ranger Marcus Hamilton en “Comanchería”

Tras almorzar en un restaurante, Tanner incumple el plan atracando un banco situado al otro lado de la calle. Posteriormente, se dirigen al casino de Oklahoma con el fin de cambiar el botín por fichas y obtener billetes desvinculados con los robos.

En esta parte del filme surge el primer cambio de vestuario de los Howard: mientras Toby continúa con la misma tonalidad, Tanner contrasta por el color oscuro de la camisa vaquera, aportando fuerza al personaje y vaticinio de fatalidad.

La disposición de las prendas en cada escena transmite la conducta de los personajes. Antes de conducir hacia el casino, se dirigen a la caravana de Tanner para recuperar sus rifles: la camisa, por fuera del pantalón, hace alarde de su soberbia y dureza. Sin embargo, tras repostar en una gasolinera, es Toby quien se muestra con la blusa afuera y las mangas desabrochadas, plasmando su furia y agresividad con unos chicos que amenazan a su hermano en la estación de servicio.

Retales-Comancheria-6

A medida que transcurre la trama, mientras Toby (dcha) luce la misma tonalidad, el vestuario de Tanner (izda) se torna oscuro, aludiendo a su virilidad.

Retales-Comancheria-6.1

Con un vestuario limitado, la diseñadora Malgosia Turzanska emplea la disposición de la ropa para reflejar el comportamiento de cada personaje.

Retales-Comancheria-6.2

Pequeños elementos, como la posición de la camisa en las secuencias, revelan la actitud y talante de cada uno de los hermanos Howard.

Retales-Comancheria-6.3

Secuencia en la que Tobby Howard porta la camisa por fuera como signo de furia, defendiendo a su hermano.

Paralelamente a las escenas del casino, se suceden secuencias en las que los Rangers pasan la noche en un motel de carretera. Marcus abandona su cama y se dirige al porche con el fin de meditar sobre su su futuro tras la retirada del servicio.

Sin necesidad de diálogo, el vestuario describe el enfrentamiento interno del personaje, despojándose de la camisa y protegiéndose con una manta de estilo aztecacomanche, una paradoja para un hombre crítico con los indígenas de Texas. Muy significativa es la escena en la que Marcus Hamilton cruza la carretera con la manta ondeando al viento, alegoría al héroe que se desvanece.

Retales-Comancheria-7

La manta azteca elegida por Malgosia Turzanska logra transmitir el conflicto interno de Marcus Hamilton por dejar atrás su vida como Ranger y enfrentarse a nuevo futuro.

Marcus insiste en vigilar el Texas Midlands Bank de Coleman, mientras Alberto reflexiona acerca de la tierra de sus antepasados; pero, al día siguiente, el veterano Ranger repasa con su compañero el plan y deciden ir a la sucursal de la localidad de Post con el fin de capturar a los ladrones.

En esta ocasión se aprecia una modificación en el color del vestuario del dúo de Rangers: si bien ambos portan la camisa sin corbata, Marcus ha tornado a un tono más apagado en verde caqui y Alberto a un matiz más claro en blanco. Esta variación sugiere la autoridad y deseo de Marcus, como observamos al comienzo de la película, de no coincidir en el color con su compañero. A la par, el oscurecimiento de su ropa hace intuir el desasosiego que le produce su inminente retirada.

A posteriori, aparecen ataviados con el uniforme y el mismo color de la anterior secuencia; Alberto mantiene la corbata de Ranger, una pieza opresora, representación de un mal augurio.

Retales-Comancheria-8

Prescindir de la corbata aporta un toque informal a la escena. El color  oscuro de la ropa de Marcus revela la inquietud del personaje.

Retales-Comancheria-9

Los Rangers de Texas ataviados con dos variaciones del uniforme reglamentario. La corbata “opresora” de Alberto es una pieza reveladora del desenlace del personaje.

En el atraco a la sucursal del Texas Midlands Bank en Post, Tanner dispara, matando a dos personas. Durante la huida son perseguidos por vecinos del pueblo, que hieren a Toby. Tanner descarga su fusil, atemorizando a los vaqueros. Los hermanos deciden continuar  caminos dispares: el pequeño, dirección al casino, mientras el mayor es perseguido por la policía. En la persecución, Tanner huye por la colina y alcanza a Alberto con un tiro mortal, pero el astuto Ranger Marcus Hamilton dispara con un rifle acabando con el joven.

Tanner y Toby emplean para el robo la misma vestimenta del inicio de la película. Tras las sudaderas anchas se ocultan nuevas camisas cuyo colorido determina las emociones de cada personaje.

Malgosia Turzanska opta por matices opuestos para ambos. En Tobby emplea un tono azul suave en su camisa vaquera, asociado a la justicia que busca el joven. En Tanner, el llamativo color rojo y el tejido de cuero del cuello intensifican el carácter agresivo del mayor de los Howard en las escenas en las que se enfrenta a los vaqueros, además de aludir a su trágico destino.

Retales-Comancheria-10

Bocetos con anotaciones de la diseñadora de vestuario Malgosia Turzanska para los personajes de Toby y Tanner Howard en “Comanchería”.

Retales-Comancheria-11

El color rojo en la camisa de Tanner Howard intensifica la violencia del personaje.

En el casino, Toby conoce el destino de su hermano a través de la noticias en televisión. Tras cambiar el dinero del robo, logra evitar el embargo de su rancho. Marcus Hamilton, ya jubilado, analiza el expediente de Tanner Howard y acude al rancho de Toby, que lo recibe con un rifle. El ex Ranger tan solo quiere entender el motivo de los robos y las cuatro muertes. Toby Howard se defiende y Marcus entiende lo que el joven ha hecho por su familia.

En las últimas secuencias, la ropa de Marcus es más lúgubre que anteriormente: luce un verde de matiz oscuro en su camisa y un pantalón vaquero azul, tonos semejantes a los de Toby Howard. La diseñadora, Malgosia Turzanska, vincula a los dos personajes al final del filme a través de la apariencia y el color; una forma de sugerir el entendimiento que Marcus quiere lograr con Toby y la pérdida que han sufrido, que les atormentará el resto de sus vidas.

Retales-Comancheria-12

El vestuario del Ranger Marcus Hamilton se oscurece al final de la película.

Retales-Comancheria-13

La diseñadora emplea el mismo color en la escena final, una forma de vincular a los personajes, aludiendo al dolor y angustia de ambos por el fatal desenlace de los atracos.

Malgosia Turzanska comentó en una ocasión su adoración por las películas que están establecidas en la realidad. En Comanchería, la diseñadora logra armonizar los tejidos y colores con el desolado y deprimido escenario en el que se desarrolla la acción: el actual Suroeste de Estados Unidos, además de manifestar las complejas personalidades de sus protagonistas a través del vestuario.

 

Texto: Lola Delgado Pozo
Bocetos: http://www.turzanska.com
Fotos: IMDb, capturas de pantalla de la película


https://retalesdeunidilio.wordpress.com/2017/11/23/comancheria

El texto de este artículo se encuentra sometido a una licencia Creative Commons del tipo CC-BY-NC-ND (reconocimiento, no comercial, sin obra derivada, 4.0 unported)

Safe Creative #1711234915129